ADDocs

Tocar un instrumento musical cuida y desarrolla tu mente

Estudio confirma la literatura anterior, destacando el valor potencial de la educación y la participación en actividades musicales a lo largo de la vida como medio para aprovechar la reserva cognitiva como parte de un estilo de vida protector para la salud del cerebro.

“Sabemos que el riesgo de demencia puede reducirse en un tercio mejorando los factores relacionados con el estilo de vida a partir de la mediana edad”, afirma en el sitio web de Protect-UK el profesor Clive Ballard, decano ejecutivo y vicerrector de la Facultad de Medicina de la Universidad de Exeter, que colabora en la dirección del programa.

El equipo de investigación examinó los datos recopilados entre marzo de 2019 y marzo de 2022 de 1107 individuos de 40 años o más. Casi todos los participantes 83 por ciento eran mujeres y la mayoría tenían un buen nivel educativo y un título universitario o superior. La edad media era de unos 68 años.

Se preguntó a los participantes con qué frecuencia tocaban instrumentos musicales, cantaban, leían y escuchaban música. A lo largo de los tres años de estudio, los participantes realizaron tres pruebas de función cognitiva para evaluar su memoria de trabajo, su capacidad ejecutiva, la búsqueda auto ordenada y el aprendizaje por asociación de pares.

El 89 por ciento había aprendido a tocar un instrumento en su vida, pero solo el 44 por ciento continuaba tocándolo en el momento del estudio. De los que seguían tocando, el 37 por ciento informó que practicaba entre dos y tres horas por semana. El 71 por ciento había participado en un coro, mientras que el 15 por ciento había recibido formación profesional en canto. El 83 por ciento había aprendido a leer notación musical.

El equipo de investigación descubrió que las personas que tocaban música se desempeñaban “significativamente mejor en tareas de memoria de trabajo y funciones ejecutivas”. En particular, las personas que dijeron que tocaban el teclado o instrumentos de metal tenían puntuaciones altas en la memoria de trabajo. Las personas que tocaban instrumentos de viento de madera obtuvieron resultados significativamente mejores en las tareas de funciones ejecutivas. Las personas que informaron cantar también tuvieron puntuaciones más altas en las funciones ejecutivas.

Una nota curiosa: las personas que tocaban varios instrumentos no se desempeñaban mejor que las personas que tocaban solo uno. Escuchar música a diferencia de interpretarla no afectó el rendimiento cognitivo.

“Este estudio informa sobre la asociación entre la musicalidad y la cognición en una gran cohorte de adultos mayores, confirmando asociaciones claras y significativas entre factores musicales clave y el rendimiento cognitivo”, escribieron los investigadores. “Los hallazgos confirman los reportados en estudios previos, agregando fuerza a la base de evidencia relacionada con el compromiso musical y la salud cognitiva, y resaltando el valor potencial de la educación y el compromiso en actividades musicales a lo largo de la vida como un medio de aprovechar la reserva cognitiva como parte de un estilo de vida protector para la salud cerebral”.

El equipo de investigación sugirió que las intervenciones de salud pública para el envejecimiento y la demencia deberían fomentar la incorporación de instrumentos musicales y el canto en la vida diaria o semanal. Además, creen que los hallazgos justifican una política para promover la educación musical en las primeras etapas de la vida. Las investigaciones muestran que cuanto antes alguien empiece a tocar un instrumento, más fácil será avanzar.

Instrumentos Musicales Y Trayectorias Cognitivas

Estudio Original en inglés:

https://onlinelibrary.wiley.com/doi/10.1002/gps.6061

0
Liked it? Take a second to support Symbionts on Patreon!
Become a patron at Patreon!

Deja una respuesta

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba